517b13I1UtL._SX350_BO1,204,203,200_.jpg

Cómo Sonar el saxofón está compuesto por cuatro cuadernos para el estudio del saxofón para los cuatro cursos de las enseñanzas elementales. Desde que se presentó por primera vez en junio de 1993, Cómo sonar el saxofón, tras dos reestructuraciones, numerosas reimpresiones y con más de 40.000 libros vendidos, se ha convertido en un “método”, para la enseñanza aprendizaje del saxofón, utilizado por un considerable número de profesores principalmente en España, pero también en otros países como Francia, Portugal o Italia. Así mismo su contenido pedagógico, didáctico y curricular ha sido objeto y motivo de análisis en diversos trabajos de investigación y una tesis doctoral.

SaxRules: ¿Cuando nació Cómo sonar el saxofón?

Israel Mira: Cómo sonar el saxofón nació antes de nacer. Sí y me explico. Cómo sonar el saxofón lo llevaba yo en mente desde la época de estudiante, ya que recordaba aquellas sesiones de estudio con lecciones que, una nada tenía que ver con la anterior ni con la siguiente, es decir, que aquello de la progresión en el estudio ni estaba ni se le esperaba. También me preguntaba si en vez de esos arduos ejercicios no se podría construir el estudio sobre música conocida y entre otros, sobre estos cuestionamientos empezó a tomar forma Cómo Sonar el saxofón. Hoy día veo que todo aquello responde a dos ideas pedagógicas que ya por entonces estaban desarrolladas, pero que yo desconocía. La progresividad en el estudio y la motivación.

Aunque no sería hasta después de aprobar las oposiciones en 1987 cuando empecé a desarrollar este trabajo. Fueron seis años, en principio sobre el planteamiento general de todo el grado, el elemental, y su distribución en sus cuatro cursos. Qué objetivos quería alcanzar, qué contenidos quería desarrollar, cómo, su progresividad, la utilización de la canción popular y los fragmentos clásicos populares, la uniformidad para las Unidades Didácticas, el método a utilizar, etc.

Para su elaboración realicé una revisión de cuáles eran los contenidos que se realizaban en los cursos en lenguaje musical y establecí los contenidos para que el lenguaje musical y el instrumento fueran a la par. Esto en principio fue complejo ya que veníamos del plan del 66 y los contenidos por cursos eran muy diferentes. Se empezaba a estudiar el “solfeo” unos años antes y con la entrada en vigor de la LOGSE lo planteaba conjuntamente.

Se puede resumir en que todo ello supuso una primera etapa hasta ver la primera edición entre los años 1987 y 1995.

SaxRules: ¿Por qué el nombre de Cómo sonar el saxofón?

Israel Mira: Todo viene por una conversación con el maestro Pedro Iturralde, un apasionado de la lingüística, además de su faceta musical sobradamente conocida. Él me comentaba que la acepción italiana de “Sonar” era la más apropiada ya que  la francesa “Jouant” equivalía en el castellano a jugar, la española “tocar” significaba palpar por lo que él creía que la acepción italiana Sonare era la más apropiada. Bueno es una anécdota, pero así fue.

SaxRules: ¿Por qué la segunda edición en el 2002?

Israel Mira: La segunda edición vino por un proceso lógico de adquisición de nuevos conocimientos, la experiencia, mejora de diferentes planteamientos metodológicos, cambio de canciones más apropiadas, igualar los distintos apartados para su temporalización. Además de todo ello basado en la práctica, pasaron mis estudios de psicopedagogía en la Universidad de Alicante y en general tenía una visión más pedagógica que aquella primera de las cuentas de la abuela. La introducción de los acompañamientos armónicos, los cuales ayudan a la afinación y a mantener el ritmo. Discerní entre lo que era el material didáctico y lo que debería ser el método para su aplicación. Realicé un análisis de todos los materiales didácticos que se encuentran en el mercado, con lo cual me reafirmé si cabe aún más en mis convicciones iniciales y como resultado de todo ello, fue la reestructuración y publicación de la segunda edición.

SaxRules: ¿Y la tercera edición en el 2016?

Israel Mira: Básicamente corresponden a cambios estructurales, motivadores y musicales, aplicando técnicas pedagógicas recientes, que no se ven, pero que están.

Estructurales ya se ha secuenciado los contenidos que existían en Unidades Didácticas. Por ejemplo, con respecto al cuaderno tercero y cuarto, cada unidad didáctica gira en torno a una tonalidad determinada y dentro de cada una de ellas, contiene cinco apartados. El primero destinado a conocer y desarrollar la tonalidad por medio de escalas y arpegios, el segundo donde se presenta un aspecto técnico que se complementará en el tercer apartado por medio de los fragmentos populares distribuidos en canciones y dúos. El cuarto apartado destinado al desarrollo del oído y de la improvisación.  Y el quinto a temas transversales sobre la historia, la familia de los saxofones, la primera vista y las obras para la preparación de la prueba de acceso a las enseñanzas profesionales.

Motivadores porque encontré en el acompañamiento armónico y rítmico un aliado a la motivación y a la musicalidad. En aquellos años aparecieron mejores programas de grabación con lo cual se mejoró la sonoridad y la rítmica que a su vez estos acompañamientos ayudan a que el alumnado interiorice el ritmo y la afinación de una forma natural. 

Musicales porque se tiene en cuenta y se desarrollan más ejercicios que redundan en una mejor formación musical. Estos ejercicios van destinados a la comprender la forma musical, el oído  y la improvisación.

SaxRules: ¿Cuál es el secreto de Cómo sonar el saxofón?

Israel Mira: Secreto no hay ninguno. Como he ido comentando, Cómo Sonar el Saxofón se ha ido construyendo desde una necesidad, la práctica y el conocimiento a lo largo de más de veinte años. Está elaborado desde un punto de vista epistemológico, tanto en forma como en contenido, así como también se ha tenido en cuenta los aspectos pedagógicos y didácticos como la utilización de la canción popular y los fragmentos clásicos populares, la progresión en su estructuración, la utilización del juego como vínculo de aprendizaje, el desarrollo del oído, la improvisación, etc. Todos estos elementos que han sido aportados a la didáctica de la música a lo largo del siglo XX los grandes pedagogos musicales, han sido incorporados al método y creo que es el camino a seguir.

SaxRules: ¿Qué didáctica aconsejas al profesorado que utilice Cómo Sonar el Saxofón?

Israel Mira: Básicamente, el método se basa en los siguientes principios:

A) El sistema de clases individualizado.

B) El constructivismo como sistema metodológico.

C) La utilización de la canción popular.

D) El desarrollo de la rítmica por medio del cuerpo.

E) Hacer del juego el vínculo del aprendizaje.

F) La improvisación y la creatividad como factor de desarrollo musical.

G) Adecuar los contenidos a los intereses de los alumnos.

H) Enseñar a aprender.

I) El análisis como herramienta fundamental para la clase de instrumento.

J) La utilización de las nuevas tecnologías como herramienta de trabajo: CD

Audio y ordenador.

K) Educar en valores.

L) La imitación.

Para más información sobre la programación y el desarrollo del método, se puede consultar en:

http://www.impromptueditores.com/saxofon-instrumentos-de-viento

Para finalizar esta entrevista, quisiera agradecer a todo el profesorado y alumnado que han participado de una manera u otra en este proyecto ayudándome en detección de errores, opiniones, etc., especialmente a Michael Jansen por su contribución en la parte de diseño y publicación, a Carlos Mas por los arreglos y grabaciones y a Manuel Valls por su contribución en los dúos. Mi más sincero agradecimiento.