SaxRules.com Simon Diricq

Hoy vamos a entrevistar a un saxofonista cuya formación inicial musical tuvo lugar en su país natal, Bélgica, y que posteriormente se trasladó a Francia para trabajar con Vincent David en el CNR de Versalles y con Claude Delangle y Christophe Bois en el CNSM de París.

Ha resultado ganador en diferentes concursos de los cuales destaca el primer premio obtenido en 2010 en el concurso de Dinant. Un concurso que lo catapultó al Olimpo de los saxofonistas sin por ello dejar de ser una persona humilde, sensible y cercana.

En España tuvimos oportunidad de conocerlo gracias al magnífico Ensemble Squillante y los míticos cursos de Montefrío que dejaron una gran huella en muchos saxofonistas de dentro y fuera de nuestro país.

En la actualidad él es el principal profesor en el Koninklijk Bonservatorium Brussel, que desde su llegada,  se ha convertido en un centro de referencia que atrae a muchos saxofonistas de España y todo el mundo.

Hoy entrevistamos Simon Diricq.

SaxRules: ¿Nos puedes hablar de tu experiencia como profesor principal en el Koninklijk Conservatorium Brussel y ahora con la incorporación de Pascal Bonet?

Simon: Tuve la oportunidad de empezar a enseñar bastante joven. Tenía 22 años y seguía estudiando en París. Trabajé como asistente en el Real Conservatorio de Mons. Unos años más tarde, me mudé a Bruselas, al Conservatorio de habla francesa. Ser asistente durante 10 años con Michel Mergny y Alain Crepin fue una gran experiencia. Cuando trabajas con estudiantes de licenciatura y master, también te da muchas ideas para ti mismo.

Entonces, hace dos años, el Koninklijk Conservatorium Brussel me pidió que hiciera los exámenes para convertirme en maestro principal. Fue muy difícil decir que no … ¡incluso si mi hija nació dos días antes de esas pruebas!

Aquí el ambiente es muy bueno. El Conservatorio realmente apoya a nuestra clase y hace todo lo posible para su desarrollo. Todavía estoy descubriendo el trabajo y también el idioma, y ​​es mucho más que dar clases de saxofón. Tratamos de construir proyectos musicales, para dar mucha experiencia a los estudiantes. Intento dar el impulso de traer nuevas ideas a sus mentes. Como profesor, tú decides muchas más cosas sobre la clase de saxofón, el repertorio, los estudiantes, los conciertos que quieres organizar, las piezas obligatorias para el examen de ingreso, los invitados para las clases magistrales … ¡Lo disfruto muchísimo! Me encanta compartir no solo música o ideas, sino también una forma de ser y un gusto por crear.

Cuando comencé, coincidiendo con el 150 aniversario de la enseñanza del saxofón (con las interrupciones que conocemos …) creamos un proyecto llamado «Orígenes» con música de Nazaire Beeckman (el primer profesor de saxofón de Bruselas), Fétis (el director que decidió abrir el clase en 1867), Franck, Ysaye y algunos otros … Después estrenamos un nuevo sexteto de Frans Geysen en un programa contemporáneo, con música de Thierry de Mey y Matthew Lima. Yo también toqué “Le chant des ténèbres” con nuestro ensemble de saxofones, ese fue un viejo sueño para mí: montar esa pieza con mis propios alumnos. Y nuestro tercer proyecto se tituló:  «El clásico se encuentra con el jazz» que se llevó acabo recientemente y que también fue muy interesante. Los alumnos trabajaron con el departamento de jazz para tocar entre música escrita e improvisación. Después de una clase magistral con Dave Liebman, estuvieron preparados para salir al escenario e interpretar música de Pontier, Markeas, Liebman, Denisov (en una versión de cuarteto de jazz) …

También tuvimos la oportunidad de dar la bienvenida a otros invitados increíbles: Timothy McAllister, Christophe Bois, Daniel Gauthier … ¡El finlandés volador Joonatan Rautiola se unirá a nosotros en febrero! Durante tales eventos, creo que aprendo incluso más que los propios estudiantes.

En cuanto a la llegada de mi compañero, el Conservatorio de Koninklijk me dio la oportunidad de elegir a alguien para que me ayudara y trabajara en nuestro estudio de saxofones todos los meses. Ahora estoy muy contento de colaborar con mi amigo Pascal Bonnet. Por supuesto, es uno de los mejores saxofonistas que he conocido. Cuando escucho a un músico tocar el saxofón, a menudo tengo consejos para compartir, cosas en mi cabeza … Bastante difícil de olvidar mi trabajo … Pero cuando escucho a Pascal, solo recibo sus ideas, sus colores, su personalidad … Y yo disfruto de su música. Hemos tocado juntos durante mucho tiempo con el Ensemble Squillante, nos conocemos perfectamente. También compartimos muchas ideas sobre las formas de enseñar durante nuestros cursos de verano en Montefrío, así que la elección de invitarlo a Bruselas vino de manera natural.

SaxRules: Perteneces a una formación a dúo inusual llamada Ypsilon. Una combinación de saxofón y clarinete con la que estás ofreciendo  conciertos de música del siglo XX y has grabado un disco titulado «Dedicates». ¿Nos puedes hablar de este dúo, su repertorio y «Dedicaces»?

Simon Diricq y Charles Michiels

Simon: Hace unos años lanzamos esta idea de dúo. Tal vez, al tocar Schizophrénia (Yann Robin) con Rémi Delangle en 2010 al hacer el Máster en París fue el primer paso de este camino … ¡Ya conocía las grandes posibilidades de tal instrumentación!

Tocando el saxofón en el conjunto contemporáneo «Musiques Nouvelles», conocí a Charles Michiels y tuvimos un muy buen feeling musical. Luego vinieron los primeros conciertos y descubrimos muchas piezas para saxofón y clarinete, ¡más de lo esperado! Pero rápidamente sentimos que teníamos que crear algo nuevo. Como los dos estamos acostumbrados a trabajar con compositores, lo siguiente fue obvio. Después de un gran viaje, interpretando nuevas piezas con músicos vietnamitas en Hanoi y en la ciudad de Ho Chi Minh, ¡supimos que era hora de obtener nuestro propio repertorio y grabarlo!

Este disco finalmente se llamará «Pulsions«: estas fuerzas que sientes en tu interior no te dan otra opción … ¡Tienes que hacer algo, no puedes evitarlo! Eso nos pasó con esta idea de grabación.

Pulso, impulso, todo está dentro. Y Pulsion es el anagrama de Ypsilon …

Pedimos a diferentes compositores que escribieran piezas para nosotros, ¡y recibimos muchas buenas sorpresas! ¡Daniel Capelletti, Michel Lysight, Muhhidin Durruoglu, Martial Host, André Ristic, Jean-Paul Dessy, Benoît Chantry y Anthony Girard hicieron un gran trabajo! Y yo escribí «VO2Max«, la última pieza del disco.

El lanzamiento llegará muy pronto, con Klarthe recordings. Y estará disponible en las plataformas habituales o en soporte físico a través de nuestra página de Facebook.

SaxRules: Has ganado muchos concursos me gustaría saber especialmente cómo fue tu participación en Dinant 2010

Simon: Tal vez ya olvidé algunos detalles sobre el concurso de Dinant … ¡El tiempo vuela! Pero creo que todavía hay algunas cosas divertidas que no he compartido todavía…

Tenía muchas ganas de disfrutar de este evento. Sabía que sería mi último concurso y quería retirarme de mi «vida estudiantil» con un buena interpretación. Cuatro años antes, después de una mala semifinal, me perdí la final y decidí no volver a Dinant. Pero posteriormente, la sensación de que mi nivel era un poco más alto rondaba mi cabeza y pensé que sería un buen último desafío para mí. Como realmente quería tocar Franck Martin con orquesta, ¡corrí el riesgo de intentarlo de nuevo!

En junio, terminé mis estudios en el CNSM y en septiembre conseguí un trabajo como profesor de saxofón para los niños (¡20 horas por semana!). Así que estaba bastante ocupado, tenía que ser serio todos los días para estar listo … ¡Pero ya era demasiado tarde, y mi sueño de tocar todo el concurso de memoria en noviembre se esfumó!

«Kotekan» me llevó más tiempo del esperado … La obra obligada para la final, «Rhapsody», sorprendió a todos los candidatos. Sentí que para tocarla bien, tenía que esperar hasta el «último» momento, para tenerla lo más fresca posible. Para ser como un niño, descubriendo los colores por primera vez … ¡Era muy peligroso! Totalmente loco, de hecho … Pero la confianza en mí mismo vino con las dos primeras rondas y me ayudó a no pensar demasiado. Lo hice en unos días… ¡con algunos errores!

Pero sabía que podía hacer algo especial interpretando a Franck Martin. Cuando realizas uno de tus sueños más grandes, hay magia en el aire … Tuve suerte con esta elección, y con la diferencia entre las dos piezas que tenía que tocar, me dio un buen equilibrio entre la luz y la oscuridad.

El final de mi final fue bastante especial desde mi punto de vista: sentí que mi caña ya no quería sonar en el registro altísimo. (Había usado la misma para la primera ronda y la final y otra diferente para la semifinal) Tal vez fue mi propia tensión … Pensé: «¡No olvides mover la caña durante el próximo silencio, súbela!» «. Entonces, pensando en la música y escuchando la orquesta, me olvidé! Pero los sol armónicos estaban llegando, ¡finalmente conseguí dos, más o menos, al límite! Y ya no importaba, quedaba uno y estaba preparado para terminar lo más dramáticamente posible. Y después de la última nota, nos miramos el director y yo. Y supe  que la había hecho bien. Era ese día o nunca … No tienes esta oportunidad todos los días: ¡tocar para una audiencia tan grande, frente a tantos saxofonistas, en este ambiente tan eléctrico! La presión de las últimas semanas de trabajo desapareció con mi última nota … ya no era un estudiante. Ahora tenía que aprender por mí mismo. Tocar esta final fue el mejor primer paso para comenzar a aprender solo. Por supuesto que fue la final, pero sentí que era un comienzo.

Recientemente tocamos en trío con Vincent David y Alexandre Doisy, y hablamos un poco sobre nuestros primeros premios. Estuvimos de acuerdo con esta idea: finalmente es solo un concurso … Pensamos que antes de conseguirlo era muy importante para nuestras carreras. Y tal vez sea! Pero no es más que un concurso … Lo más importante es lo que hacemos después …

SaxRules: Es imposible no preguntarte por el Ensemble Squillante y el mítico curso de Montefrío. Muchos de los mejores saxofonistas de la actualidad de dentro y fuera de España asistieron a un curso que comenzó a hacerse mítico en España. Todo el mundo guarda buenos recuerdos de Montefrío. Nos puedes hablar de esta bonita experiencia y dinos si Squillante volverán algún día en el futuro.

Simon: Montefrío… en todos tus sentidos! !Qué lugar ! ¡Todavía recuerdo la sensación que tuve cuando llegué por primera vez a este pueblo! !Tan impresionante ! Tenemos un vínculo especial con este lugar. Es una parte de nosotros. Trabajamos allí con más de 400 estudiantes … Invitamos a muchos grandes músicos: David Alonso Serena, Daniel Casimir, Vincent David, Jean-Charles Richard, Sarah Nemtanu, Vincent Lê Quang, Christian Wirth, Claude Delangle, Old School Funky Family, Jérôme Martineau-Ricotti, Santiago Báez … Qué placer compartir esto con «nuestros» estudiantes. A los cuales vimos (a muchos de ellos) ganando competiciones, entrando en conservatorios de alto rango …

Después de 10 años, decidimos tomar un descanso. ¡Por supuesto que podría parecer extraño porque el curso funcionó! Pero sentimos que ya era el momento. Era bastante difícil poder superar la décima edición. Es posible que volvamos a España pronto … Estamos pensando en algo en un plazo no lejano, porque aún queremos compartir nuestra música durante los cursos. Esto es importante para Squillante y nos hemos mentalizado con esa idea.

SaxRules: Nombra a las 5 personas que más te han influído como músico/persona

Simon: Es simple … ¡mis profesores (y también sus ayudantes)! Y por supuesto, aprendo mucho de los músicos con los que trabajo y con los que toco … Me ocurre lo mismo cuando escucho músicos increíbles durante un concierto. Pero cuando eliges un maestro, él se convierte en tu referencia, te ayuda a encontrar soluciones, a progresar, a tomar decisiones, te explica cómo trabajar, te muestra la dirección y te empuja lo más alto posible …

  • Marc Host en Tournai me dio el sabor, el fuego interior, la experiencia en el escenario y las buenas bases.
  • Michel Mergny en Mons imprimió en mí la idea de que el músico tenía que elegir su forma de expresarse, ¡el saxofón no debería decidir por nosotros!
  • Vincent David en Versalles, es impresionante hasta cuando toca un ejemplo para ti durante las lecciones. ¡Después de oírlo solo quieres irte a estudiar después!
  • Daniel Gauthier en Colonia me hizo pensar en los colores musicales, me ayudó a sentirme libre y me dio el gusto del legatissimo.
  • Claude Delangle en París me reveló y me ayudó a descubrirme a mí mismo. Cuando te empuja a encontrar tus propias soluciones, él es el único que te da la sensación de que, al final de tus estudios, te conviertes en un niño grande capaz de aprender cosas nuevas por ti mismo. Esto no tiene precio !

SaxRules: ¿Tu momento más dulce en la música?

Simon Diricq, Clément Holvoet y Romain Dhainaut. Mini Contrastes

Simon: Creo que para mí, el mejor momento fue interpretar a Villa-Lobos en São Paulo en el hermoso Teatro Municipal. Tocar música brasileña con músicos brasileños para un público brasileño, con un solista belga, tocando un instrumento belga … Tuvo sentido. Es uno de mis mejores recuerdos. Me sentí tan afortunado de vivir esto y también creo que fue una de mis mejores actuaciones.

Pero si dices «dulce», pienso en niños … Y en lo que hacemos en nuestro proyecto «Mini Contrastes», que es organizar conciertos para niños de entre 0 y 3 años. No te das cuenta de lo que es, hasta que no lo haces. Suelo tocar en trío con mis amigos Romain Dhainaut (violonchelo) y Clément Holvoet (viola). Después de la primera nota de un concierto, ves cómo se abren todas las mandíbulas pequeñas y todos esos hermosos ojos abiertos … Esto es tan dulce … ¡El mejor público de todos los tiempos!

 

SaxRules: Próximos proyectos.

Simon: ¡Ser feliz ! ¡Eso significa para mí mantener un buen equilibrio entre familia y música!

Pronto tocaremos con el Ensemble Squillante durante «Les Folles Journées», un gran festival de música en Francia.

Acabo de grabar el pasado fin de semana un disco con Wim Mertens, un compositor belga minimalista, con, entre otros, una pieza especial para 12 saxofones (SSSAAATTTBBBs) y toco yo solo todos los saxofones en la grabación. Fue muy divertido tocar conmigo mismo, yo mismo,…… y yo mismo . Saldrá más adelante en 2019.

El Dúo Y presentará su nueva grabación “Pulsions” en varios países, ¡espero que también en España! ¡También estamos buscando compositores para nuestros próximos pasos!

Todavía tengo algunos recitales con Flavien Casaccio (piano), la mayor parte del tiempo en Bélgica. También espero grabar un nuevo disco con él en los próximos años.

Y posteriormente algunos viajes para enseñar y tocar … con las próximas paradas en Alemania y Finlandia.

Pero antes que nada, ¡tengamos una buena Navidad con mi familia!

SaxRules: Muchísimas gracias Simon. Feliz Navidad!

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.